Investigación

Investigación

Desde 1989, Reinhard Flatischler ha estado investigando los efectos de TaKeTiNa en la psique y cuerpo humanos. La investigación comenzó en colaboración con el Dr. H. Peter Koepchen bajo el ala de la International Society for Music in Medicine (Sociedad Internacional para Musica en Medicina).
Pronto las actividades de investigación se convirtieron en un proyecto remarcable con reconocidos científicos y médicos.
 
Luego de años de grupos de estudio sobre la Variabilidad de la Frecuencia Cardíaca y Electroencefalograma, este proyecto de investigación reveló evidencia suficiente de que TaKeTiNa es capaz de promover una fundación sólida para la salud y el bienestar:
predeciblemente induce estados de tono vagal así como una profunda relajación del sistema nervioso.
También tiene un efecto comprobado en la resincronización de los ritmos internos.
 
Estos efectos también han permitido el remarcable éxito en el proyecto TaKeTiNa para pacientes con alto grado de dolor iniciado por el Dr. Gerhard Müller Schwefe, director de la Sociedad Alemana para la Terapia del Dolor

ESTUDIOS ACTUALES

Actualmente, Dr. Ali Behzad, Doctor líder en la clínica: Uniclinic Erlangen, acompaña la investigación TaKeTiNa con un estudio que examina los efectos de TaKeTiNa en pacientes sometidos al trasplante de células madre. Los resultados preliminares indican que el grupo de pacientes que practican TaKeTINa, tienen un nivel significativamente menor de rechazo a las células madre, en comparación con los pacientes que no lo practican. Los resultados de este estudio serán publicados pronto.

Investigación sobre la Variabilidad de la Frecuencia Cardíaca

Variabilidad de la Frecuencia Cardíaca y Salutogénesis (Génesis de la Salud)

Dr. med. Alfred Lohninger

 

La medicina continúa desarrollando la gestión de la enfermedad a través de la comprensión de los procesos que promueven las enfermedades a nivel bioquímico y molecular. Sin embargo, a pesar de que estos procesos médicos que nos ayudan a sobreponernos a la enfermedad están siendo más comprendidos, todavía no hay una comprensión clara de la ‘Auto-sanación’.

¿Cómo se recupera la salud después de la enfermedad? Cuales son los mecanismos construidos inconscientes en nosotros, que nos “reparan”? ¿Cómo es que las medidas de promoción de la salud, son realmente eficaces? Necesitamos paciencia, ya que muchos misterios aún nos eluden, pero la investigación médica “basada en el tiempo” nos ha dado algunas revelaciones efectivas.

Se puede decir que los seres humanos tenemos no solo un cuerpo físico, descrito por la anatomía y formado por cerca de 60 trillones de células, sino también un ‘cuerpo de tiempo’. Hasta donde sabemos, los procesos biológicos nos son llevados a cabo sólo por “comandos” o independientemente de interacciones con el resto del organismo. Parece que cada interacción o “flujo” , sean los patrones de secreción de hormonas, los procesos de digestión en la cavidad abdominal, o el proceso de impresiones mentales en el cerebro, la temperatura corporal, la presión sanguínea, los latidos del corazón o la respiración, el pestañeo o los instintos reproductivos, todos siguen sus propios ritmos particulares. Solo este tipo de interacción adaptativa-anticipatoria hace posible que los procesos auto-regulatorios sean llevados a cabo económica y rápidamente en nosotros.

La variabilidad de la frecuencia Cardíaca y TaKeTiNa®

Dr. med. Alfred Lohninger

 

En esencia, la innovadora educación rítmica TaKeTiNa, fundada por Reinhard Flatischler también está basada en la respiración y el movimiento. En TaKeTiNa los participantes logran separar la respiración y el movimiento de la consciencia, y vuelven a los estados rítmicos internos innatos, que influencian positivamente a todo el organismo. El efecto en el organismo es amplificado por la sincronización del grupo.

Nuestras mediciones de la Variabilidad de la Frecuencia Cardíaca durante las pausas entre sesiones de TaKeTiNa muestra un fuerte aumento en la actividad vagotónica del sistema nervioso autónomo, así como un aumento de la coherencia corazón-cerebro.

Cabe señalar, que la investigación a comienzos del siglo XXI demuestra a nivel celular, que las cataratas fatales del proceso de enfermedad, pueden tratarse en las fases vagotónicas. Procedimientos específicos de reparación del cuerpo, parece, suceden únicamente en las fases vagotónicas.

Al mismo tiempo, la medicina tradicional es consciente del hecho de que la extensión natural de la vagotonía sólo se puede lograr de forma limitada con medicación. Sin embargo, es posible acceder al sistema nervioso autónomo, que es el camino hacia la sincronización del sistema vegetativo, con métodos no farmacológicos, como TaKeTiNa, el proceso de ritmo desarrollado por Reinhard Flatischler.

Estas mediciones de la variabilidad de la frecuencia cardíaca muestran la progresión típica de una sesión de TaKeTiNa y sus efectos, en una mujer de treinta años, entrenada en pedagogía rítmica. Durante las secciones marcadas en verde, vemos el fenómeno de “cambio de frecuencia” en el rango de 0.1 Hertz.

Durante las pausas marcadas en azul, hay un fuerte crecimiento de la actividad vagotónica del sistema nervioso autónomo, reconocible por un pico en el espectrograma.

Este aumento marcado en la actividad parasimpática se cree que es la respuesta a las intervenciones rítmicas, que aumenta con cada repetición.

También vale la pena mencionar que, previo al comienzo de la sesión, a las 15.00 hs., un patrón idéntico, enfocado en el rango de 0.1 Hz y su subsecuente “activación vagal” ocurre en un nivel menor, mostrando que la “anticipación vegetativa” se ha desarrollado en una persona experimentada.


 

Principios de la Variabilidad de la Frecuencia Cardíaca

Prof. Dr. Klaus Laczika | AKH Wien

 

Un corazón saludable, no late uniformemente, como una máquina o un metrónomo. Ni siquiera todos los médicos están completamente conscientes de este hecho fundamental. La irregularidad natural del latido del corazón es la expresión de su adaptabilidad, armoniosa y simultánea a las situaciones inmediatas, así como a los procesos corporales que ocurren simultáneamente. Idealmente, el corazón puede adaptar su frecuencia a cada respiración individual.

La explicación para esto es simple: cada respiración crea subpresión en el pecho. Esta succión asegura ambas cosas, que el aire sea inhalado, así como que más sangre fluya hacia el pecho por un corto tiempo. Para transportar este volumen aumentado de sangre en el cuerpo, el corazón late mínimamente más rápido durante la inhalación, subsecuentemente retornando a su paso más lento durante la exhalación.

Durante una fase de sueño profundo, hay una proporción de aproximadamente, cuatro latidos más rápidos y cuatro latidos más lentos por ciclo respiratorio. Después de un periodo de tiempo de cuatro respiraciones, la presión sanguínea varía en una longitud de fase lenta, para finalmente volver al punto de comienzo. Durante cuatro de estos mínimas ondas en la presión, la circulación de sangre en el tejido, aumenta y disminuye. Las relaciones temporales armoniosas que ocurren en nuestro sistema nervioso autónomo, son comparables con el espectro armónico. Son procesos que ocurren inconscientemente, y que no podemos influenciar. Cuando se multiplican, llevan a los ciclos en que las hormonas son liberadas y señalan una armonía rítmica, detrás de los conceptos de todos los procesos biológicos. Esta sincronicidad y armonía se despliegan especialmente durante un estado de regeneración – también llamado “tono vagal” por los médicos.

Comenzamos nuestros experimentos con TaKeTiNa esperando obtener ‘evidencia’ médica sobre el proceso parasimpático. Los resultados visibles que obtuvimos, sin embargo excedieron nuestras expectativas por lejos: El gráfico HRV refleja impresionantemente la sincronicidad de los biorritmos del cuerpo, con las fases del proceso de TaKeTiNa (de seguridad a caos, a un nuevo nivel de comprensión y capacidad rítmica).

Una documentación simultánea en video, muestra que después de las fases de ‘retirada’ o ‘caos’ rítmico (abandonar el ritmo por un período de tiempo, consciente o inconscientemente) las personas encuentran inconscientemente el camino de regreso al ritmo. La reintegración en un nivel superior, hecha sin ningún esfuerzo cognitivo consciente, se muestra en el gráfico HRV de los participantes, junto con una inmediata ritmización del sistema nervioso parasimpático.

Las mediciones muestran claramente que TaKeTiNa, repetida y predeciblemente puede causar las condiciones ideales para el sistema nervioso y los ritmos corporales. Estoy seguro de que TaKeTiNa pronto se abrirá camino dentro de la médica en mucho mayor grado.

Prof. Dr. Klaus Laczika

Investigación de Electroencefalografía (EEG)

TaKeTINa y la ritmicidad neuro-vegetativa

Dr. Michael A. Überall, Director Médico | Instituto de Neurociencias, Algesiología y Pediatría – IFNAP

 

El estudio piloto de EEG muestra cambios objetivos de la actividad bioeléctrica cerebral, como resultado de TaKeTiNa

Gracias a los sistemas informáticos modernos de alto rendimiento y los complejos algoritmos matemáticos, estas técnicas no sólo establecen las bases para una nueva comprensión de la relevancia de las señales del EEG, sino que abren perspectivas completamente nuevas para preguntas psicológicas complejas, y enfoques terapéuticos alternativos. Sin embargo, a pesar de las mejoras de estos enfoques, especialmente en las áreas consideradas problemáticas por la medicina académica, tales como el dolor crónico, etc., las diferencias metodológicas han hecho difícil la verificación de los resultados, explicando por qué no desempeñan un papel importante en la práctica médica actual, o en el mejor de los casos, fuera de ella.

Mediciones de Electroencefalograma (EEG)

El Dr. Michael Überall y su equipo han analizado los resultados de EEG tomados de la investigación sobre un workshop de TaKeTiNa por un período de varios días, sucedido en Mayo de 2010, en el Instituto TaKeTiNa en Viena. El Dr. Überall y su equipo midieron las ondas cerebrales de los participantes, antes, durante y después de los ejercicios de TaKeTiNa.

El notable éxito de TaKeTiNa, especialmente en relación con el dolor crónico refractario, llevó a una nueva investigación. Un estudio piloto fue llevado a cabo en el verano de 2010, en el Instituto TaKeTiNa en Viena. El correlato neurofisiológico de la actividad cerebral fue grabada utilizando electrodos multipista en los participantes de un taller de TaKeTiNa y luego fueron analizados.

Nuestra hipótesis a priori, era que:

a) Ciertas fases caóticas experimentadas por los participantes repetidamente durante una jornada polirrítmica de TaKeTiNa son de importancia central para el desarrollo de nuevas estrategias de afrontamiento endógenas para gestionar la enfermedad crónica. Esto debería ser objetivable y verificable a través de la correspondencia del correlato neurofisiológico (a través de cambios repentinos en las bandas de frecuencia típicas del trance en el EEG, consciencia hipnagógica, sueños en vigilia, hipnosis, meditación, relajación profunda y capacidad aumentada de aprendizaje).

b) El tiempo y duración de estas fases, debería ser claramente definible, usando los métodos de análisis del “QEEG” (Electroencefalograma Cuantitativo).

c) Los cambios del QEEG asociados con estas fases, deberían ser más pronunciados que los valores medidos inicialmente, previos a la fase de ejercicio, es decir, cuando los participantes estaban en un estado de completa relajación.

d) Estos cambios no deberían coincidir espacial o temporalmente, con cualquier otro cambio conocido en el QEEG (por ejemplo: relacionado a la medicación).

Los procedimientos matemáticos utilizados fueron una variación del análisis de las tendencias de las series temporales DAS que traduce las característica espacio-temporales y energéticas de las dinámicas morfológicas el EEG en tiempo real, en un macro-indicador biometricamente único para el cerebro. Esto permite una medición estocástica (análoga a la teoría desarrollada por Selye a mediados del siglo XX para el síndrome de adaptación general formulada como una vigilancia integradora del EEG) y la cuantificación objetiva de las funciones psicológicas dentro del marco de un concepto integrador.

No solamente fuimos capaces de identificar estas fases caóticas, es decir, “caer fuera del ritmo”, en la señal del EEG, sino que también identificamos estados de descanso bioeléctrico significativamente mayores que aquellos alcanzados por los participantes inmediatamente antes de la sesión de TaKeTiNa (vea el ejemplo abajo). Adicionalmente, las experiencias reunidas de la jornada rítmica iniciaron un proceso de aprendizaje autónomo que no sólo mejoró la habilidad de los participantes de integrar esto inconscientemente, sino que los empoderó para utilizarlos en formas bien dirigidas. – por ejemplo durante el período de reposo de las mediciones posteriores del seguimiento del EEG – (vea las diferencias entre las mediciones de las fases de reposo antes y después de la fase del ejercicio).

Esta es la primera vez que las mediciones modernas y los procedimientos informáticos han encontrado evidencia de que TaKeTiNa induce cambios neurofisiológicos en la actividad eléctrica cerebral.
Esperamos que estos estudios se vuelvan la fundación de un modelo explicativo de los notables efectos de este concepto terapéutico basado en el ritmo, y también el punto de partida de terapias de biorretroalimentación completamente nuevas, respaldadas por TaKeTiNa.

 

Gráfico del ritmo energético del macro-indicador QEEG

antes, después y durante una sesión rítmica típica de 90 minutos de TaKeTiNa

Observe el marcador de relajación durante la fase de reposo anterior al ejercicio (caracterizado por el significante color rojo)

La clara tensión/actividad durante el proceso polirrítmico (color rojo intenso), el inicio repentino de cuatro fases de relajación profunda, cada una asociada con eventos de “caer fuera del ritmo” (color azul en forma de bloque, y fases color verde)

así como el marcador de relajación final durante la última fase de reposo, después una sesión rítmica (significativamente, menos rojo y amarillo en comparación con la situación inicial)

Power of Rhythm